fbpx
+521 (55) 21089945

¿Tu hijo tiene problemas de lectura? Ayúdalo con ejercicios muy prácticos y sencillos.

La lectura es el proceso mediante el cual se decodifican los signos gráficos para darle un sentido al mensaje.

Existen diferentes tipos de lectura, por ejemplo, se cuenta con la lectura de traducción, que es aquella con la cual la persona puede leer, mas no comprende la lectura. Y la lectura de comprensión, en donde se comprende exactamente lo que se lee. Se sabe que lo ideal es llegar a la lectura de comprensión. Para conocer más sobre esto, puedes revisar el artículo 9 Tips para volver a tu hijo un voraz en la lectura.

Para que la lectura pueda llevarse a cabo, se requiere cierta madurez de las áreas verbales las cuales se encuentran en el lóbulo parietal del cerebro del niño, por lo que sería absurdo intentar que el niño lea antes de tiempo (se recomienda que comience a partir de los 6 años).

Existen ocasiones en las que el niño cuenta con problemas para leer. Estos se pueden dividir de la siguiente manera:

El niño confunde unas letras con otras o sustituye palabras con otras similares, por ejemplo “la jarra está en la mesa” y el niño lee “el agua está en la mesa”.

También puede ser que el niño comience a leer e invente la historia, por ejemplo que la lectura tenga un dibujo y a partir de ese dibujo invente la historia.

Después, en cuanto a ritmo, puede ser que el niño lea demasiado rápido a lo cual se le denomina taquilexia, o que lea demasiado lento, a lo cual se le llama bradilexia. Inclusive puede ser que varíe entre una lectura rápida y lenta. Cualquiera de este tipo de lecturas imposibilita la comprensión del texto.

Cuando el niño comienza a leer, presenta una lectura arrastrada, es decir, arrastra las primeras letras o sílabas de las palabras mientras s

us ojos leen toda la palabra, por ejemplo: “la mamá de mi amiga” ellos lo leen como “la maaamá de mi aaamiga”.

También puede suceder que lea dividiendo en sílabas por ejemplo: “cuando estábamos ahí” ellos lo leen como “cuan-do-es-tá-ba-mos-a-hí”. Es normal que al inicio de la lectura se lea de esta forma, sin embargo, deben globalizar la palabra y aproximadamente 1 año después de haber comenzado la lectura, haber superado esta etapa.

Todos estos problemas lectores pueden deberse a problemas en percepción, problemas articulatorios o de atención. Para ello, cuando se realice un diagnóstico, se debe evaluar lateralidad, memoria, orientación espacial, visomotricidad y percepción.

Algunos consejos para trabajar con la lectura son:

  • Utilizar textos con letra grande.
  • Comenzar con textos cortos.
  • Pedir que lean en voz alta. Esto puede ayudar en la articulación y comprensión.
  • Hacer ejercicios de gesticulación como decir “aguacate” abriendo mucho la boca cuando el niño se trabe en la lectura.

Referencias:

  • Cárdenas, M. (2016). El desarrollo de procesos lectores y escritores en niños de 7 a 8 años. Universidad Cooperativa de Colombia, Bucaramanga. Recuperado en: http://repository.ucc.edu.co/bitstream/ucc/456/1/EL%20DESARROLLO%20DE%20PROCESOS%20LECTORES%20Y%20ESCRITORES%
Alexa López

Alexa López Leon es estudiante de pedagogía en la Universidad Panamericana con especial interés en el área de innovación educativa y psicopedagogía.

Share

Leave a reply


1
¡Hola! ¿cómo podemos ayudarte?
Powered by